Skip to content

La teoría crítica es fea

19 febrero, 2014

(Reblogueado de El cinabrio es rojo)

La Teoría Crítica es fea. Platón en su diálogo Parménides hace decir al viejo filósosofo Parménides, que critica duramente a Sócrates por su Teoría de las Ideas (o de las Formas), si hay en esa teoría de la que Sócrates se jacta una idea del “pelo” o de la “basura”. Parménides censura a Sócrates el que su Teoría de las Ideas no entre a tratar estos temas y le advierte que todavía no ha entrado suficientemente en él la filososfía.

La escena descrita  nos permite preguntarnos una cosa ¿Ha entrado la filosofía a lo largo de sus siglos de existencia en el territorio de lo oscuro, de la realidad marcada por el sufrimiento, por la miseria? ¿Y ha hecho lo mismo la ciencia?. No. La historia del pensamiento (al menos hasta el XIX) está marcada por la búsqueda de los objetos elevados que han dejado todo lo que estuviera marcado por la negatividad de lo sobrante, de lo sufriente, hasta expulsarlo fuera del marco de la teoría.

La Teoría Crítica ha sido la encargada histórica de entrar en este territorio donde los filósofos y científicos no han querido entrar o si bien lo han hecho ha sido para mostrar lo deforme. La Teoría Crítica ha entrado aquí con otra intención ,la de desde aquí subvertir la realidad entera.Pensar desde los pobres, los llamados locos, los presos, los marginados tiene la potencialidad de hacer saltar por los aires todo el Sistema. Marx pensó desde los obreros explotados y el eco revolucionario de su pensamiento se sigue repitiendo constantemente amenazando el capitalismo. Adorno pensó desde la barbarie de Auschwitz y cuestionó los ideales de la Ilustración de los que tan orgullosos estamos. Marcuse pensó desde la locura del fascismo e hizo tambalear los ideales represivos de nuestra civilización. Foucault desenpolvó los regisros de los manicomios y de las cárceles cuestionando desde ahí nuestro mismo ideal de Razón.

La Teoría Crítica es fea porque lucha contra el fetichismo intelectual que invade todo el pensamiento y ha llegado a la propia ciencia. La Teoría Crítica no es “elegante”, ni se pasea por los reluciente pasillos de las Universidades y los Centros de Investigación (por otro lado tan costosos). Por otro lado no tiene objetos de estudio tan maravillosos y sutiles que solo pueden ser encontrados en gigantescos aceleradores de particulas. La pobreza, la miseria, los seres humanos machacados están tan cerca de nosotros, que hay que ser muy ciego o un pensador-científico alucinado, para hacerse ciertas preguntas, a saber: ¿Por qué hay tantas mujeres y hombres en la miseria cuando la capacidad del planeta de producir los mínimos de dignidad es mas que suficiente? ¿Por qué las relaciones entre los seres humanos están marcados por la violencia en vez de por la ternura que es en realidad lo que más nos humaniza? ¿Por qué nos empeñamos en gastos tan superfluos que están devastando la naturaleza?

La Teoría Crítica es fea porque en el fondo es absurdo persistir obsesionados por teorías sublimes cuando la vida es triste y sórdida. Cundo la conciencia de que las cosas, nuestras vidas, las otras vidas podrían ser de otra manera y no lo son. Cuando nuestra vida se consume en un absurdo que nos dicen que es muy racional ha llegado la hora de empuñar un arma diferente, quizá mas fea. Ese arma es la Teoría Crítica.

 

Anuncios

From → Referentes

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: